Las consumidoras en el mercado de la movilidad

(Por Marisol De La Fuente, Gerente de Comunicación de Intel).- Muchas veces se habla de la mujer y la tecnología, pero no es muy común discutir la conexión entre ellas y la movilidad en particular, menos de su aporte. Nos encontramos en un mes marcado por dos grandes acontecimientos en relación al tema: El Mobile World Congress, que trae todo el futuro y presente de los dispositivos móviles al mundo, y el Día Internacional de la Mujer. Así, es el momento justo para revisar el verdadero aporte de ellas al mercado móvil en Latinoamérica, que sin lugar a dudas ha sido importante gracias a la sofisticación de la tecnología de conectividad y de productos ultraportables como tabletas de alto rendimiento.
Esta relación no es menor si pensamos que un 60 por ciento de las mujeres latinoamericanas asegura que los dispositivos móviles, como tabletas, son los aparatos más importantes de sus vidas, según cifras de TimeInc. Y es que hoy, tanto ellas como cualquier consumidor, pueden pagar las cuentas mientras viajan, responder mails corporativos al tomar un café al aire libre, consumir contenidos, jugar, aprender  y organizar su agenda de manera eficiente, teniendo todo en un mismo dispositivo.
Lo anterior es posible gracias a la aparición de tabletas más potentes, con alto poder de procesamiento, que llevaron la performance a otro nivel: editan contenidos pesados como videos, toman fotografías a nivel profesional, permiten jugar juegos en líneas con gráficas intensas, trabajar colaborativamente, ver películas, guiar un viaje, entre otros usos diarios demandantes. Incluso hoy en ciertos equipos se pueden tener características de realidad aumentada, gracias a Intel Real Sense. Esta evolución ha interesado a las mujeres y las ha hecho sumarse al mercado del consumo de la movilidad de forma rápida en la región.
El diseño es otro de los factores que se ha influenciado la demanda de  mujeres que quieren estar conectadas de forma mobile, y también la evolución de las formas de trabajar en Latinoamérica. La tendencia a trabajar desde cualquier lugar y tendencias como el Bring Your Own Device coincide con que el 23% de las pequeñas empresas de Latinoamérica sean lideradas por mujeres. Las tabletas de alto rendimiento tienen bajos niveles de consumo de energía y autonomía de hasta 14 horas, lo que las vuelve equipos ultra portátiles. A esto se le suma lo cómodo que es llevar una tableta en la cartera o en las manos, existiendo en el mercado algunas de hasta 300 gramos, con el poder de procesamiento de un PC regular. De este modo, el trabajo ya no queda sólo asociado a la oficina sino que se puede llevar a todos lados, atendiendo varios frentes a la vez: lo laboral, lo familiar y las amistades.
Hoy en  Latinoamérica la venta de tabletas llega a incrementarse anualmente alrededor de un 171 por ciento según IDC, comprobando el terreno que han ganado en toda la región. Más aún si pensamos que las mujeres usuarias de tabletas en América Latina componen el 57 por ciento de las redes sociales como Twitter y han descargado un promedio de 19 aplicaciones en sus dispositivos según ComeScore, lo que demuestra la infinidad de utilidades que le dan a estos equipos: desde crear o editar contenido, hasta interactuar por redes sociales. Existen muchas razones para entender el link entre las mujeres y el auge del mercado de la movilidad. La mujer es una de esas variables en el área de consumo. Y en todos sus ámbitos, trabajo, social, familiar y reacreativo..

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *